La versió literària de #jovaigdeixardefumar

Terenci Moix, Mario Vargas Llosa, Javier Cercas,  i Maruja Torres van deixar de fumar. Qui millor que aquests grans escriptors per explicar què suposa deixar el tabac?

“Me siento muy orgulloso de mí mismo, pero al mismo tiempo me tengo por estúpido por no haberlo dejado antes. Y es que el deterioro ha sido inexorable. Por más que haga a partir de ahora, seguiré viviendo con mis facultades considerablemente disminuidas. Ninguna reforma conseguirá devolverme el trozo de pulmón que me falta, por no hablar de deficiencias cardiovasculares, sexuales y algunas bendiciones más. Mi falta de voluntad me ha convertido en un medio hombre. Y todo gracias a Tabacalera Española, que me presentó a mis asesinos cuando tenía la tierna edad de dieciséis años y no estaba en condiciones de reconocer los variopintos disfraces de la Muerte.” continúa llegint

Terenci Moix per a El País

“Como suele ocurrir con los horribles conversos, en los primeros tiempos me volví un apóstol antitabaco. En Barcelona, una de mis primeras conquistas fue García Márquez, al que una noche, en un bar de la calle Tuset, lívido de horror con mis historias misioneras sobre los estragos de la nicotina, vi arrojar la cajetilla de cigarrillos a la pista y jurar que no fumaría más. Cumplió lo prometido. A varios de mis amigos de aquellos años convencí de que dejaran de fumar y adoptaran vicios más sabrosos y benignos, pero fracasé estrepitosamente con…”  continúa llegint

Mario Vargas Llosa per a La Nación

“Quiero decir que empecé a fumar porque en mi adolescencia fumar era un rito de paso y no se podía ser un hombre de verdad si no se fumaba; esta idiotez se complementaba con otra idiotez según la cual era imposible ligar sin fumar, lo que me convirtió a mis 15 años en una verdadera chimenea, por cierto sin el menor éxito. A partir de entonces mi vida de fumador transcurrió durante un tiempo con placidez. Sin embargo, en la segunda mitad de los ochenta, cuando empezaba en USA la campaña antitabaquista, tuve la ocurrencia peregrina de mudarme a ese país; allí no gané para disgustos, …” continúa llegint

Javier Cercas per a El País

“La primera vez que abandoné el cigarrillo duré año y medio y no tuvo mérito. Ocurrió como consecuencia de un ataque de agotamiento, durante la gira de presentación de un libro. Cuando me puse bien, volví. Como una fiera.

Cuando lo dejé por segunda vez sabía lo que hacía. Terenci Moix tenía una de sus crisis. Lo dejamos juntos, él volvió y yo no. Pero yo odiaba mi respiración, el tufo, los besos que me devolvían impregnados de mi aliento. El olor de mi ropa, de la tapicería de mi piso. Odiaba las cosas pequeñas que el tabaco te arrebata. Claro que, en el pasado, había constituido un gran consuelo. Pero ya fumé todos los cigarrillos del día.

Crecí siendo una niña asmática. No quiero ser una vieja asfixiada por el resuello de Marlboro. Pero nunca le olvidaré. Como a los mejores asesinos de mi vida.” continúa llegint

Maruja Torres per a El País

______________________________________________________________

Enllaços: Tabac/Canal Salut – Deixar de fumar/Canal Salut – Deixar de fumar/Papsf.cat

Quant a ICS Catalunya Central

Gerència Territorial de la Catalunya Central. Institut Català de la Salut. Departament de Salut. Generalitat de Catalunya.
Aquesta entrada s'ha publicat dins de Addiccions i etiquetada amb . Afegiu a les adreces d'interès l'enllaç permanent.